Un altavoz es un  transductor electroacústico utilizado para la reproducción de sonido. Uno o varios altavoces alojados en un recinto que generalmente es de madera, aunque se puede fabricar de diversos materiales, forman una Pantalla o Caja Acústica.

La transducción sigue un doble procedimiento eléctrico-mecánico-acústico:

1. En la primera etapa convierte las ondas eléctricas en energía mecánica

2. En la segunda etapa convierte la energía mecánica en ondas de frecuencia acústica. Es por tanto la puerta por donde sale el sonido al exterior.

El sonido se transmite mediante ondas sonoras, en este caso, a través del aire. El oído  capta estas ondas y las transforma en impulsos nerviosos que llegan al cerebro. Si se dispone de una grabación de voz, de música en soporte magnético o digital, o si se recibe estas señales por radio, se dispondrá a la salida del aparato de señales eléctricas que deben ser convertidas en sonidos; para ello se utiliza el altavoz.

Partes de un altavoz

–        El Chasis, o carcasa.

–        El “cono“ o “membrana”, elaborada de cartón o material plástico.

–        La Bobina, que puede ser de hilo de cobre o aluminio.

–        El entrehierro, espacio entre el imán y la bobina.

–        El Imán, puede ser de Ferrita o Neodimio.

RCF L18P300

Altavoces de Neodimio

Los altavoces convencionales se construyen con imanes de ferrita de hierro que ofrece un buen rendimiento, pero son más pesados y voluminosos que los altavoces de neodimio.

El neodimio es un metal que forma parte de las tierras raras. Se encuentra de forma natural en varios compuestos de los que debe ser separado, utilizándose además de cómo imán, para cosas tan dispares como esmaltes o incluso fertilizante para plantas y posee un brillo metálico-plateado y brillante. Oscurece rápidamente al contacto con el aire formando un óxido. Los imanes fabricados con neodimio son ligeros y potentes, por lo que tienen cuatro aplicaciones destacadas:

  1. Fabricación de auriculares:  en este caso, el uso  de un imán ligero y potente facilita la miniaturización del altavoz.
  2. Tweeter: estos pequeños altavoces, construidos específicamente  para reproducir frecuencias altas, se pueden hacer más pequeños y compactos en base al uso del neodimio.
  3. Altavoces de graves: debido a la alta potencia de los imanes estos imanes, los hacen ideales para la fabricación de altavoces de graves en los que las masas e inercias, tanto de los propios componentes del altavoz como del aire a desplazar, son muy grandes.
  4. Altavoces para coche: el uso del neodimio es habitual en los altavoces de coche ya que su peso y volumen es menor al equivalente de ferrita.

RCF es una de las marcas legendarias en la fabricación de altavoces y cajas Acústicas,  ocupando actualmente uno de los primeros lugares en las preferencias de los usuarios.

Sus productos están presentes tanto en el mundo del “Concert Sound”, así como en instalaciones de todo tipo, desde Megafonías de Aeropuertos, Shopping Centers, hasta grandes Centros Deportivos pasando por Discotecas, Clubs y cualquier espacio que necesite ser dotado de Sistema de Sonido.

Benny Bennassi & Friends – Dec 2012 Reggio Emilia, Italy

4 thoughts on “El Neodimio en los altavoces

Leave comment